20 de agosto de 2014

Granola de almendras y cardamomo


En mi mundo ideal, ese donde puedes comer todo lo que te da la gana sin poner en riesgo tu salud, yo podría desayunar fácilmente tres veces al día. Sería un desayuno en la mañana, otro al medio día y finalmente otro desayuno en la noche.

Puedo imaginarme comiendo torres de panquecas con miel y mantequilla (lo cierto es que no me caben más de dos) muffins y coffeecakes con muchas nueces, waffles tostados con frutas de intensos colores, diferentes tipos de viennoiserie con mermelada de naranja amarga, huevos poche de vez en cuando y arepitas con queso una que otra vez.

Te puede interesar: Aprende a preparar arepitas dulces de anís

9 de agosto de 2014

Pan de hamburguesa super rápido


Que la palabra pan y la palabra rápido aparezcan juntas en una misma frase, como en el título de este post, es casi contradictorio.

Otras veces he comentado lo importante que es la planificación cuando se trata de hacer pan. Debes pensar  mas o menos de esta manera: mmmm mañana a las 4:00 pm voy a tener unas ganas enormes de comer pan, por eso voy a empezar a hacerlo el día de hoy....

3 de agosto de 2014

Torta chiffon de naranja-limón



De todos los tipos de pasteles que existen, los de tipo esponja son mis favoritos, llevan poca o ninguna grasa añadida y su altura la obtienen gracias a la incorporación de aire en el batido de los huevos. Algunas veces llevan polvo de hornear como las tipo chiffon, otras solo el aire contenido en las claras de huevo, como el pastel de ángel. Esto produce una miga elástica y ligera que cuando la pruebas es como si comieras nubecitas y no terminas de entender como algo taaan ligero puede saber taaan rico.


25 de julio de 2014

10 cosas que probablemente no sabías sobre panadería y pastelería


Al preparar cualquier receta solemos inventar agregando una cosa, quitando otra pensando que puede quedar más sabroso o más ligero o menos pesado... yo soy la primera en hacerlo y cuando las cosas no quedan como esperaba, me quejo de que la receta no servía. Juan siempre me recrimina diciendo que si hice algún cambio en la receta no podré saber nunca  si el problema era la receta o los cambios que yo introduje. Y tiene razón.

17 de julio de 2014

En busca del café perfecto: Café frío con especias




¿Existe el café perfecto? ¡seguro que sí!

Los que somos amantes del café sabemos cómo nos gusta tomarlo. También sabemos diferenciar un buen café de uno mal preparado en cualquier panadería, pero lo que no sabemos es que existen incontables maneras de prepararlo y no necesariamente deben ser todas calientes.

Hay tardes en que lo que provoca es sentarse en un balcón, sentir la brisa tibia en el rostro y tomarse un buen café. Pero no cualquier café, este de hoy, así como el que publiqué aquí, no se toman calientes, sino fríos y cuanto más fríos mejor.

Para realizarlo he preparado un almíbar dulce que puede guardarse y utilizarse luego para endulzar otras bebidas frías. Lo preparé porque siempre pasa lo que ya sabemos: cuando añades azúcar a un líquido frío ésta no se disuelve, terminas entonces con una bebida no muy dulce y un montón de azúcar en el fondo del vaso ¿verdad que les ha pasado? ¡qué desperdicio!

Este almíbar además de azúcar y agua, lleva canela y cardamomo. No puedo explicar el aroma embriagador que produce. La manera en que enriquece el sabor del café solo puedo describirla como fascinante por decir lo menos.

Así queda el almíbar de canela y cardamomo

No me gusta el café muy fuerte, porque después no duermo y paso la noche eléctrica 
limpiando, cocinando y/o webbeando
Café frío con especias [imprimir]
Es mejor preparar una jarra de café 
la noche anterior y refrigerarla 
para tenerla fría al día siguiente.



Café preparado (al gusto)
1/4 de taza de leche evaporada (o leche normal)

Para el almíbar de canela y cardamomo:
1/2 taza de agua
1/2 taza de azúcar
2 vainas de cardamomo
1 rama de canela

Instrucciones para el almíbar:
En una olla pequeña llevar al fuego el agua, el azúcar, la rama de canela y las semillas de cardamomo machacadas (el cardamomo tiene racimos de semillitas que deben ser extraídas y machacadas para que liberen todo su aroma)

Cuando el azúcar se disuelva, apagar la olla y dejar reposar con el cardamomo y la canela hasta que enfríe a temperatura ambiente.

Retirar la rama de canela y verter el almíbar en un recipiente. (se puede colar para retirar los restos de cardamomo, pero a mi me gustan, así que se las dejo). Reservar hasta su uso, tapado, en un lugar fresco.

Para el café helado:
Preparar una jarra de café según el gusto y dejar enfriar a temperatura ambiente. Luego llevar al refrigerador para que se enfríe (al menos 1 hora).

Para servir:
Servir el café frío en un vaso corto, añadir leche evaporada y endulzar con el almíbar (con dos cucharadas bastan)

Añadir cubitos de hielo o hielo picado si se desea.

Remover y disfrutar, solo o con buena compañía

Da para 4 vasos

Este café es realmente refrescante, yo aproveché de tomarlo acompañado de estos alfajores que me envió Andrea de Alfajor Uruguayo que por cierto, sabían a gloria (gracias Andrea estaban realmente buenos) vean la foto, qué lindos son:





Salud a todos y ¡larga vida al café!





Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...