4 de diciembre de 2009

Las navidades en mi país tambien son kitsch

Cuando Noema me habló de su idea de crear un calendario de Adviento en su excelente blog Intercultura y cocina no pude menos que sentirme ilusionada ¡me pareció tan bonito que cada quien pudiera hablar sobre las navidades de su lugar origen! así que decidir compartir esta nota para que todos conozcan un poco mas sobre nuestras tradiciones y costumbres un tanto curiosas.



Hablar de navidad en Venezuela es hablar de alegría, de fiestas, de regalos, de copiosas comilonas y abundante licor, de reencuentro con familiares y amigos. No hay casa, por más humilde que sea, donde no se coman las tradicionales hallacas hechas en familia o compradas, pernil y pan de jamón, tortas de navidad, panettone y dulce de lechosa. Y es que somos un pueblo de gente feliz, feliz a pesar de todos los problemas que nos aquejan y dispuestos a vivir el día a día y a disfrutar sin pensar mucho en el futuro. Estamos vivos y eso es más que suficiente para celebrar. Ya veremos en enero como hacemos para rebajar esos kilos demás ganados a punta de tanta comida.

En cada hogar se hace lo posible por arreglar y decorar según la fecha: pesebres, arbolitos, adornos brillantes y lucecitas están a la orden del día, unos más ostentosos otros quizás menos, pero todos hechos con cariño para recibir a nuestros invitados. Las calles se llenan de gente y música, y las ventas de comida, ropa y objetos decorativos se disparan.

Pero mi post de hoy no trata sobre las numerosas tradiciones venezolanas que cualquiera puede consultar buscando en Internet, mi propósito hoy es comentarles sobre una tradición bien curiosa que nadie menciona en ninguna parte, pero estoy segura que quienes viven o han estado aquí en estas fechas decembrinas sabrán a lo que me refiero, y es que en esta época, en cada local comercial, tienda o establecimiento se coloca una alcancía sobre el mostrador o cerca de la caja registradora para que los clientes depositen el "aguinaldo" que no es mas que una propina que el cliente otorga en esta época de compartir y de ser caritativos. Estas curiosas alcancías invariablemente tienen forma de "cochinito" (aquí al cerdo le decimos cochino) y por lo que he podido observar se trata básicamente de dos modelos: uno sentado sobre sus patas posteriores, vestido con chaleco y sombrero y otro que curiosamente ¡tiene abundante cabello sobre su cabeza! (sip, cabello plástico peinado con raya por el medio). Es raro conseguirlos en su estado "natural" ya que todos son adornados y vestidos según la ocasión para llamar la atención del visitante. No puedo describirlos precisamente como bonitos, mas bien me parecen kitsch y si no juzguen Uds. mismos en las siguientes fotos.



No sé si en otros países se tenga la misma costumbre de rendir culto a semejantes personajes, a lo mejor es una costumbre traída de otros lugares. Cada vez es más común ver cuando un visitante coloca una moneda dentro del mencionado cochino que los empleados gritan, pitan y aplauden en señal de agradecimiento. Debo confesar que hasta el año pasado me parecían simplemente ehh..cómo decirlo...¡horrorosos!, sin embargo ahora los busco para completar una serie fotográfica de nunca acabar. La verdad es que con el tiempo he aprendido a aceptarlos y a entender que forman parte del país surrealista en que habito, y es que la gente de mi país sabe como conseguir el lado gracioso a cada frase, a cada cosa y a cada "cochinito", ellos se han vuelto parte de la tradición navideña y hasta creo que los extrañaría de no encontrarlos por estas fechas.

Y para unirme a la alegría navideña de mi gente, quiero compartir con Uds. una receta tradicional de aquí. Un pan de jamón de masa semi-dulce, relleno de aceitunas, pasas y ¡cómo no! jamón de cochino [oink]



Ingredientes para la masa:
Harina panadera: 350 g
Agua: 120 g
Levadura fresca o seca en polvo: 8 g (si se utiliza levadura seca instantánea se debe reducir la cantidad a la mitad)
Sal: 5 g
Mostaza: 13 g
Huevos: 20 g (1 huevo pequeño)
Margarina (o mantequilla): 25 g
Azúcar: 50 g
Leche en polvo: 5 g (1 cda)
Semillas de linaza molidas: 2 g (1 cda) [opcional]



Relleno:
Jamón de cochino rebanado: 700 g (conocido en otros países como jamón de york)
Aceituna rellenas: 100 g
Pasitas: 100 g
Tocineta: 1 tirita

Indicaciones:

En una mezcladora (yo utilizo una KitchAid) agregar todos los ingredientes menos la margarina. Mezclar en velocidad 1 hasta integrar todos los ingredientes (5 min aprox.) Aumentar la velocidad a 2 y mezclar por 4 minutos para desarrollar el gluten. Disminuir la velocidad nuevamente a 1 y agregar la margarina hasta integrar completamente. Aumentar la velocidad a 2 por espacio de 2 minutos hasta obtener una masa suave y elástica. Dejar reposar la masa por espacio de 20 minutos cubierta con un paño limpio.

Untar la superficie de trabajo con margarina o manteca vegetal. Reservar un trocito de masa para hacer el adorno final. Con la ayuda de un rodillo formar un rectángulo de 30 x 40 cm aprox. y de 1/2 cm de espesor.

Colocar el relleno. Para ello cubrir con el jamón toda la superficie de masa. A un centímetro del borde colocar una tras otra una hilera de aceitunas sin dejar espacio entre ellas (eso garantiza que cada rebanada que corte obtendrá una hermosa aceituna en centro). Distribuir las pasitas sobre el resto del jamón. Colocar la(s) tira(s) de tocineta en forma diagonal desde la esquina inferior izquierda hacia la esquina superior derecha. Enrollar desde arriba hacia abajo el pan con cuidado de no remover las aceitunas de su lugar. Adornar con la tira de masa reservada para tal fin. Colocar el pan en una bandeja engrasada y dejar reposar tapado por 1 hora.

Transcurrida la hora, pintar el pan con huevo ligeramente batido (puede agregarle melado de papelón si lo desea mas dulce) y pinchar con un cuchillo pequeño muchas veces hasta el fondo para permitir la salida de vapor cuando se hornee. Hornear a 190 oC por espacio de 45 min. Dejar enfriar sobre una rejilla metálica.

Da para 1 pan de 1.5 Kg

NOTA: si le preocupa la ingesta de grasa, puede sustituir el jamón de cerdo por jamón de pavo y eliminar la tocineta.




ACTUALIZACION:

Me acaba de llegar una invitación donde se hablará de los benditos cochinos alcancías. Ya decía yo que este podría ser un tema para un sociologo o antropologo (y es que si vieran como actuan mis coterraneos sabrían que ahí hay mucha tela que cortar)



Estaría encantada de ir, solo que no puedo porque debo estar en mi cochino trabajo habitual :-(

44 comentarios:

  1. Creo que sere la primera, que bien!! no sabes lo contenta que me he puesto al abrir la ventanita de hoy y encontrarme con tu blog...Noema ha elegido a conciencia los mejores blogs para su juego!!! Me ha hecho mucha gracia la tradición de los cerditos y que cada donativo se celebre con una fiesta...te imagino camara en ristre en cada comercio inmortalizando a los susodichos :)) ... y que decir de la receta? Mavele tan deliciosa seguro como todas las que preparas, y las fotos chulisimas!!! un besazo guapa

    ResponderEliminar
  2. Me encanta todo el post con las explicaciones tan lindas sobre las costumbres y el dulce se ve exquisito.
    besos
    Nuria

    ResponderEliminar
  3. Que felicidad ver una navidad venezonala, a pesar que yo tambien soy sudamericana me es completamente curioso todo de como lo viven ustedes, un continente que abarca tantos países y tantas costumbres distintas.

    Sabes que aquí en Suiza el cerdo-alcancía se usa cualquier cantidad, claro no con la connotación navideña si nó que durante todo el año para que la gente deje la propina para los trabajadores, aunque casi nunca veo a nadie que ponga algo ;-).

    Exquisito plato y hermosas fotos.

    Un beso

    ResponderEliminar
  4. guauu! me ha encantado conocerte a través de Noema!!! bienn!!
    vayas navidades!
    besitos y te seguiré!

    ResponderEliminar
  5. Hoy ha tocado Navidad en Venezuela ¡todo nuevo para mi! costumbres nuevas y nuevo blog ¡muy graciosas las fotos!¡vaya colección! gracias

    ResponderEliminar
  6. Me ha encantado la tradición del cochinito con pelo!! jeje Y el pan de jamón, buenísimo, seguro!
    Bs!

    ResponderEliminar
  7. Hola!! Me encanta tu blog, me gusta muchisimo cocinar, esta receta es una pasada!!
    Me ha encantado conocerte, a partir de ahora ya nos iremos biendo mas, un saludo, hasta pronto.

    ResponderEliminar
  8. Uy, me encantan las cositas interesantes que estamos aprendiendo gracias al Calendario de Noema - es una manera estupenda de entrar en el espíritu navideño este año...

    No conocía tu blog y ya estoy curioseando: me gusta lo que veo, jeje, te voy a copiar los patitos, me ENCANTAN :-D

    La receta del pan de jamón me ha gustado mucho, qué buena pinta, aunque, jaja, a los cerditos no sé si me acostumbraría (me recuerdan a los enantios que ponen aquí los alemanes en el jardín o en el balcón - kitsch total)...

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  9. Un post muy bonito, como lo son las tradiciones.
    Me gusta mucho que hayas traído el termino " alcancía " que aquí ya casi está en desuso y que se ha sustituido por "hucha" o " bote ", aquí en Canarias en estas fechas también se coloca, sobre todo en bares y cafeterías,aunque ya se hace de manera más cutre usando algún bote y adornándolo con algún motivo navideño, y los empleados gritan " Bootee " cuando entra la propina.
    Canarias y Venezuela siempre han caminado juntas.Una parte de mi familia materna vive ahí.
    El pan está muy apetitoso.Tiene un corte estupendo.

    ¡ fELIZ nAVIDAD !
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  10. Muy original me encanta este tipo de pan y a mis hijos les va a encantar sin ninguna duda.

    Un saludo y felices fiestas para Venezuela

    ResponderEliminar
  11. Hola mavele! Encantada de conocerte! me ha chiflado tu historia de Navidad Venezolana.. curiosos y graciosos cerditos de aguinaldo; aquí en Austria, donde vivo, se regalan cerditos (dulces o decorativos) para desear buena suerte en Nochvieja;-) Tu pan semidulce se ve muy apetitoso y especial. Es una de esas recetas que no hay que olvidar ya que un día con invitados se queda fenomenal... un beso y de nuevo, un placer saber de ti!

    ResponderEliminar
  12. Qué rico!! me gusta mucho esa receta, no es complicada y para servir está estupenda.
    Felicidades ha sido un post genial.
    Muchos besos

    ResponderEliminar
  13. Hola! muchas felicidades por haber contado contigo para este calendario de adviento, porque gracias a ti sabemos un poco las tradicines de tu pais, que por cierto lo has explicado muy bien y veo que siguen las tradiciones, y eso es muy bonito.
    Otra de las cosas buenas es que conozcamos tu blog.
    el pan tiene una pinta buenisima.
    Un beso y feliz Navidad.

    ResponderEliminar
  14. Descubro por el calendario y por Noema tu blog.
    Cómo me gusta conocer las costumbres de otros países. Aquí en Argentina eso no existe. O sea el chanchito alcancía sí, pero no se ve en los negocios , sino que algunos chicos los tienen para ahorrar.
    Que divertido que vayas buscandolos por ahí para sacarles fotos, está buenísimo!
    Saludos

    ResponderEliminar
  15. Hola Mavele, poco te puedo decir que no te hayan dicho ya. Una historia muy original. Igual que en Austria, como comenta Mai, por aquí, por Alemania, el cerdo también es un amuleto de la suerte que se suele regalar por año nuevo. El idioma alemán tiene también un par de expresiones relacionadas con ello, como "tener cerdo" (Schwein gehabt!) que significa "tener suerte"... quién sabe, quizá tengan un origen común. A mí me pasa como a ti, que empiezo a ver todos esos elementos con cariño, cuando antes me parecían solo horriblemente kitsch... me veo poniendo pronto en el balcón un enanito de esos que menciona Natalika!
    Y la receta tiene una pinta fantástica para algunas de la comidas festivas que se avecinan.
    ¡Muchísimas gracias por tu historia!
    PD: La palabra alcancía me ha encantado.

    ResponderEliminar
  16. Muy interesante lo de los cerditos! Y bien cierto que son feos,pero simpáticos...La receta tiene un aspecto muy apetitoso, gracias por compartir.

    ResponderEliminar
  17. Del cerdo, ¡hasta los andares!, incluso de plástico, loza, terracota, con pelos, con lazos...¡qué bonito!Pura alegría en un día gris de diciembre, de este lado del charco. Un post precioso, un beso.

    ResponderEliminar
  18. Gracias a tod@s por sus comentarios, me he divertido un montón leyendolos. Pero tengo una pregunta que hacerles:¿como se llaman las alcancias en otros países?

    ResponderEliminar
  19. ¡hola mavele!
    qué curiosa costumbre. Aquí existe el "bote" para dejar las propinas pero es eso, un bote, literalmente :)
    La receta, estupenda, y me interesan mucho otras que tienes por ahí cómo la de las hallacas, así que me tendrás por aquí a menudo.

    ResponderEliminar
  20. Otro blog de cocina que he descubierto con esta excelente idea de Noema. Encantada de visitarte, me ha encantado tu blog!

    ResponderEliminar
  21. jajajaj.. de verdad que si... que mas tradicional que la hallaca y "la propina del cochinito" jajajja.. me hiciste recordar una "luncheria" en chacaito hace mil anos cuando trabajaba por alli.. que me encantaba ir solo por comprar un cafe o jugo y dejarle al cochinito... el mpleado que te veia ponindo la plata gritaba durisimo " Un bolivitar al cochinitooooooooooooooo" y se volteaban todos los otrso y te respondian a grito conjunto GRACIASSSSSSSSS jajajja... que comicos..
    he escuchado en Espana que le dicen "hucha"
    Saludos

    ResponderEliminar
  22. que interesante, ademas que delicia de pan relleno, me encanto, te felicito, y que vivan los cochinos! besitos

    ResponderEliminar
  23. HOla. Recibe un saludo afectuoso desde Costa Rica. Que linda entrada, claro que conozco las hallacas y el dulce de lechosa, aquí le decimos papaya. Exelentes recetas ambas.

    Me parece importante resaltar tu presentaciòn de las alcancias o "chanchitos". Es una actividad muy propia y que se extiende en el arte con las diferntes figuras.
    Que bueno descubrirte y saborear las excelentes fotografías del pan y de la receta misma. En horabuena por tu ventana, desde ya Feliz Navidad

    ResponderEliminar
  24. Qué manera tan curiosa de dar el aguinaldo, la verdad es que el cochino muy agraciado no es, la verdad, pero curioso eso no lo pone nadie en duda. Hace cosa de un mes puse la misma receta en mi blog, fue muy bien aceptada a excepción de un supuesto crítico gastronómico venezolano debo entender,pues la receta la copié de Kristina y a ésta persona no le gustó demasiado que pusiera queso, pero lo de siempre para gustos colores. Tus fotos preciosas y la receta maravillosa, pues es deliciosa. Un abrazo

    ResponderEliminar
  25. Hola Mavele, me ha encantado la entrada que has hecho, casi todo lo que has contado era desconocido para mí y he disfrutado leyendote.
    hasta pronto

    ResponderEliminar
  26. Qué bonito e interesante todo lo que cuentas , cúantas cosas estamos aprendiendo gracias a Noema
    gracias a ti también por compartirlo .

    ResponderEliminar
  27. esto de viajar por el mundo es muy divertido!!! ya alcanzo al tren, le habia perdido y voy un poco retrasada pero ahora ya lo alcanzo, me guardo este pan de jamon tan bueno para hacerle.
    Gracias!!!!
    sigue con los cerditos que de tan kitsch son graciosisimos.

    ResponderEliminar
  28. ¡Hola! ¡Encantada de conocerte!¡Qué entrada tan linda! Por aquí, en Austria, como ya te han comentado, el cerdo es un símbolo de suerte, ahora ya entiendo por qué ;) tanto el de las moneditas como el que está en la masita traen felicidad :) ¡Besos!

    ResponderEliminar
  29. Que bonita entrada !!!! es emocionante conocer como festejan las fiestas otras culturas .

    Muy bueno lo delos chanchitos y original !!

    El arrollado me ha encantado !!!!

    Un beso , cuidate , encantada de conocerte .
    Nancy

    ResponderEliminar
  30. Hace tiempo probé hacer una receta similar, me gustó mucho...la tuya tiene muy buena pinta..

    te seguiré visitando..
    Un saludo
    Jorge
    www.pocohecho.com

    ResponderEliminar
  31. En Argentina los chanchitos alcancía no son típicos de Navidad pero también existen. Ehem, lo digo en voz baja, pero de chica tenía uno que debe estar todavía en casa. :D En esa época era típico ver en las rutas los puestos con chanchitos, cada uno "vestido" con la camiseta de un equipo de fútbol. Y a mi se me había puesto que quería uno y no hubo fuerza en este mundo para sacarme la idea de la cabeza. Absolutamente kitsch!
    Me ha encantado leer sobre tus Navidades. Y el pan de jamón, no veo la hora de probarlo. Sólo me queda una duda: qué es la lechosa?
    Muchos saludos,

    Marcela

    ResponderEliminar
  32. Hola Marcela,

    la lechosa es una especie de papaya grande (50 cm de largo aproximadamente) Se consume mucho aquí en el trópico y crece practicamente sola en cualquier parte del país.

    saludos

    ResponderEliminar
  33. Que buena idea la de Noema, la de interesantes blogs que estoy descubriendo. Las costumbres de cada país son un tesoro que debemos conservar. Este pan me ha encantado!
    Encantada de conocerte!

    ResponderEliminar
  34. Me ha encantado conocer un poco más de tradiciones navideñas, y de Venezuela en particular; me quedan tantas culturas por descubrir!

    Magnífico relato y magnífica receta :)

    Un beso

    ResponderEliminar
  35. Me encanta tu descripcion de las navidades en Venezuela y tu receta es espléndida!
    Muchas gracias!

    ResponderEliminar
  36. ¡Ja, ja, ja! No se si serán kitsch, pero lo que tengo claro es que son graciosísimos...No me extraña que tengas una colección de fotografías del tema. El pan de jamón tiene un aspecto excelente! Que bonito ir viendo como se celebra la navidad en diferentes países!
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  37. El sabado pasado, los empleados del estacionamiento del Boleita Center tenian cochinitos en las manos y amarrados en la cadera, no les tomaste fotos? Enseguida me acorde de tu post...

    ResponderEliminar
  38. Que felicidad encontrar una receta tuya de Pan de Jamón, la tengo que probar urgentemente. Como buena venezolana intento seguir nuestras costumbres en mi hogar Alemán-Venezolano, este año no voy a hacer hallacas porque termino super cansada y además casi que soy la unica que se las come ;-). Pero el pan de Jamón siempre lo hago.. Bueno ya me dejo de chachara...
    Gracias por la receta y Feliz Navidad..
    PD: Por cierto no habia pensado eso de lo cochinos O-o

    ResponderEliminar
  39. Qué delicia de tradicion y de fotografias, muchas gracias por compartir tanta riqueza y cultura.

    Vengo de la olla suiza, la flor de calabacin, la zuccheriera y hablando en platina y me encuentro con esta linda tradicion y este rico pan, me quedan 9 ventanitas por abrir hoy ,ya que he descubierto este magnifico calendario con retraso, pero salgo del dia 5 que te corresponde con una sensacion muy rica, volveré a visitarte, y un dia de éstos hago tu receta, no espero a las navidades.
    Feliz Navidad desde Alsacia!!!

    ResponderEliminar
  40. Me ha encantado la enntrada, la receta y conocer tu blog. Tiene que estar riquísimo y lo probaré en cuanto pueda. Besitos

    ResponderEliminar
  41. ¡Hay que ver, la de costumbres que se aprenden con este calendario, esta es kitsch a más no poder!
    Felices fiestas :D

    ResponderEliminar
  42. Hola Mavele, qué alegría saber que hay alguien que observa las mismas cosas ue uno. Tengo dos años tomando fotografías de los cochinitos y justo hoy estoy preparando mi entrada para ellos. Andaba de curiosa por la Web y me encontré con tu blog, la verdad me encanta y lo voy a agregar a mis espacios favoritos. Vamos a tener una entrada parecida, incluso complementarias, le haré un link para que quienes me visiten también puedan disfrutar de la tuya. Un abrazo y Feliz Navidad
    http://callecocodrila.blogspot.com

    ResponderEliminar

Aquí dejan sus comentarios los cuatro gatos que leen este blog

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...